El ojo destrás del ojo

goyom.casacuberta.jpg

El protagonista de las fotos es Gregorio Álvarez; figura principal en la gestación del golpe de estado en Uruguay en 173 y dictador del 1-9-1981 al 15-2-1985. Durante un acto de desagravio por el destrozo de una placa, que recuerda a cuatro soldados caídos en combate contra la guerrilla en 1972, el dictador se llevó consigo uno de los trozos del monumento roto.

El fotógrafo Marcelo Casacuberta es el que registró para El Observador (Uruguay) este momento íntimo, casi clandestino.

Este es un ojo entrenado, capaz de robar el detalle (la verdad salta entre detalle y detalle mientras miramos el cuado entero) y regalar a los lectores esta narración cinética del dictador y su piedra rota, su recuerdo de la dictadura.

Previous
Next Post »