La opinión ilustrada y la que no se ilustró


Mark Podwall dibujó este tanque cuyo cañón estaba formado por una menora (el candelabro judío) para acompañar un artículo sobre la guerra de Líbano en 1982. No se publicó. Curiosamente, años después apareció en el mismo New York Times ilustrando un artículo abogando por el derecho de Israel a defenderse.

Ilustraciones como ésta aparecen compiladas en el libro All the art that's fit to print (and some that wasn't), (Todo el arte que cabe en las páginas, y algo del que no cupo) editado por Jerelle Kraus, responsable de arte de la página de opinión del diario The New York Times durante 13 años.
En él aparecen las ilustraciones editoriales publicadas y las no publicadas junto con los argumentos de los jefes para no publicarlos.
En la crónica de elpaís.es se destaca este concepto que no tiene desperdicio:
El libro también alude a una época que ella considera acabada, puesto que desde que la ilustración se hace por ordenador, el artista "se ha domesticado", ha optado por ofrecer diferentes versiones de la obra y es menos conceptual. Según el ilustrador Mark Podwell, "lo que era maravilloso del arte en la Op-Ed de los setenta y ochenta es que no era literal. Tardabas un rato en entender lo que veías. Además solías hacer un dibujo y se imprimía. Hoy es muy raro que no te obliguen a cambiarlo o que directamente lo rechacen".
Lo ví en El Burlador y de ahì salté a Libreta chatarra y en No hay papel.


Previous
Next Post »